Facebook Twitter Rss

Realiza Policía de Atención a Pandillas trabajos en favor de la comunidad

Reforestación, limpieza de grafitis y áreas públicas y platicas preventivas son algunas de las principales actividades que desempeñan





18 de Octubre de 2019 a las 15:21 hrs -- Claudia Olivas
Images_169393_thumb_unnamed_(7)

Aunado a las labores policiales que diariamente realizan, y para resarcir en cierta medida los daños que menores de edad han provocado a la sociedad, policías de la Unidad de Atención a Pandillas de la Dirección de Seguridad Pública Municipal, sumaron esfuerzos para, junto con ellos, realizar trabajos comunitarios que favorecen la urbanización en diferentes puntos de la ciudad.

Desde hace varios años, los elementos adscritos a esta Unidad se han dado a la tarea de reunir a menores de edad que, por diferentes causas, han infringido el reglamento municipal con la comisión de faltas administrativas o están propensos a caer en redes de la delincuencia, o bien grafiteros que provocan daños en paredes de viviendas, establecimientos comerciales o áreas públicas.

Días atrás los policías reunieron a jóvenes y adultos a fin de realizar diferentes actividades en favor de la imagen de la mancha urbana y del medio ambiente, entre ellas la reforestación de 210 árboles de diferentes especies en una escuela primaria y un centro comunitario del norte de la ciudad y sobre el camellón de las avenidas Tabalaopa y Praderas de Madagascar, en Praderas del Sur.

De igual manera, a lo largo de la calle Salvatierra, en la colonia Mármol II, tres hombres que habían dejado pintas en las paredes, fueron llevados a resarcir 95 metros cuadrados con pinturas y materiales que los mismos agentes gestionan, en tanto otros realizaban platicas preventivas a más de 50 menores de edad en un centro de rehabilitación de la colonia Vistas Cerro Grande.

En el caso de los menores que son llevados al departamento de Trabajo Social de cualquiera de las dos comandancias municipales, los padres firman una carta de acuerdo, comprometiéndose a presentar a sus hijos al servicio comunitario y en no pocas ocasiones ellos también los acompañan como parte del reforzamiento del proceso.